8 Razones por las que todos necesitamos un amigo que no consuma alcohol, al menos uno.


Sin tanto preámbulo vamos a decirte por que todos en esta vida necesitamos al menos un amigo que no consuma el elixir sagrado de la parranda: Cerveza, whiskey, ginebra, ron, mezcal, el bendito alcohol.

Aquí unas cuantas razones:

1.- Te detienen a hacer cosas realmente estúpidas.


Tú estás ebrio, tu amigo no, por lo que en cuanto saques tu celular para marcarle a tu ex él será el héroe que lo impedirá, también cuando intentes jugar unas carreras en completo estado de ebriedad ¿quién crees que será el ángel que te salvará de cometer dicha estupidez? Exacto: Tu amigo el sobrio.

2.- Estando con él sabes que puedes hasta perder la conciencia.


Tu amigo se asegurará de que llegues bien a casa, de que nadie "se pase de lanza" contigo cuando estás desmayado, y si te pasaste de copas y está a punto de darte una congestión etílica, tu amigo te llevará al hospital.

3.- ¿Donde dejé el auto?


Tu amigo el sobrio sabe dónde lo dejaste, también sabe dónde vives y tu nombre completo en caso de que lo hayas olvidado por la condición en la que te encuentras. 

4.- Son tu mejor arma en los retenes anti-alcohol.


Dependiendo de las leyes del lugar donde vivas, en algunos lugares es permitido que los pasajeros de un vehículo se encuentren en completo estado de ebriedad siempre y cuando el conductor esté en sus cinco sentidos, el llamado "conductor designado" puede ahorrarte multas, cárcel y accidentes

5.- Son estabilizadores emocionales.


Admitámoslo, en ocasiones en plena borrachera nos entra lo sentimentales y nos acordamos de amores pasados, entramos en crisis emocional y hablamos del sentido de la vida y demás, tu amigo el sobrio sabe exactamente como sacarte de ese trance o sabe qué palabras necesitas en ese momento

6.- Parranda más barata.


Cuando dos o más almas alcohólicas se juntan la parranda puede salir demasiado cara, pero cuando sales con tu amigo el que no toma requieres de menos alcohol y por ende de menos dinero.

7.- Tu defensor.


Si bien tal vez sea él mismo quien te tome videos mientras estás haciendo el ridículo cuando bebiste demasiado, al menos no permitirá que otros te roben tu cartera o en el caso de ser mujer que alguien se aproveche de tu condición para intimar contigo sin tu consentimiento. 

8.- Conocen tu lado sobrio y tu lado ebrio.


No necesitas alcohol para convivir con este tipo de amigos, en ocasiones solo quieres verte con alguien para platicar, y tu amigo el sobrio no se molestará por que no quieres consumir alcohol en esa ocasión, a diferencia de otros amigos que no conciben una reunión sin el alcohol presente.

Y el plus: Son tus verdaderos amigos.


Son graciosos sin tomar alcohol, son leales y comprensivos, además no son tus amigos por cómo eres cuando te alcoholizas sino por cómo eres en sí, ebrio o sobrio, no importa, ¿de cuántos amigos puedes decir algo así? 

Así que llámalo como quieras: el abstemio, el sobrio, el persignado, pero una amistad de estas es más que necesaria en la vida de cada quien.


Tal vez te interese: 




No hay comentarios:

Publicar un comentario